Skip to content

¿Buitres con plumas de palomas? II

En el artículo ¿BUITRES CON PLUMAS DE PALOMAS? se decía:

Un tribunal superior a Griesa suspendió la medida de éste y en consecuencia el Gobierno argentino pudo seguir pagando tranquilamente a los buitres buenos.O sea, siempre, pero siempre, continuar pagando la deuda externa.
Pero
¿por qué estos tribunales deciden así?

En primer lugar, porque respondiendo a la lógica de que el que tiene razón es el que tiene más dinero, decidieron que la mayor cantidad de ganancias del capital está en ese 93% de buitres buenosque aceptó el canje de Néstor y luego el de Cristina. Jamás hubieran obrado a favor de un 7% de capital poniendo en peligro los intereses del 93%, a los cuales se les podría interrumpir el flujo de dólares que les garantiza con puntualidad el Estado argentino.

Este interés elemental de la gran burguesía imperialista es recogido por sus organismos multilaterales de intervención en las dependencias nacionales tales como el FMI, como bien lo refleja la nota de Página/12.

ECONOMIA › UN FALLO CONTRA ARGENTINA AFECTARIA FUTURAS REESTRUCTURACIONES, SEGUN EL FMI

Buitres con viento de frente

Un documento del FMI sobre reestructuraciones de deuda señala que el fallo que emita la Corte de Nueva York sobre el fallo del juez Griesa repercutirá en contra de futuras negociaciones de deuda si convalida este último.

El FMI advirtió ayer que un fallo en contra de la Argentina en la pelea con los fondos buitre sería negativo para las reestructuraciones de deuda soberana de otras economías. Es la primera vez que ese organismo hace mención a la disputa desde que comenzó el juicio en la Corte de Nueva York. También la filial argentina del Citibank agregó ayer más presión a favor del país. En una presentación ante el juez estadounidense Thomas Griesa afirmó que los pagos de los compromisos bajo ley argentina no pueden embargarse y que una interpretación distinta de ese juez ocasionaría serios inconvenientes para la entidad bancaria, que opera como intermediaria de los pagos. El secretario de Finanzas, Adrián Cosentino, avaló esa iniciativa: “Es impensable que un juez de Estados Unidos pueda decirle a una entidad sometida al derecho argentino y al control del Banco Central si puede o no cumplir con las obligaciones que tiene con sus clientes”, dijo.

La Cámara de Apelaciones neoyorquina tiene que decidir si convalida la demanda de los buitres contra el Estado por un monto superior a 1300 millones de dólares. Ese organismo por ahora puso en suspenso una decisión previa del juez Griesa, que determinaba que parte del pago para los acreedores que sí ingresaron al canje iba a reorientarse para cancelar la totalidad de los compromisos con los fondos de especulación. En ese escenario, el documento del FMI, dedicado al análisis de los procesos de reestructuración de deudas, precisó que un fallo en contra de Argentina repercutiría negativamente en el saneamiento de las finanzas globales.

“Al permitir a los holdouts interrumpir el flujo de pagos a los acreedores que participaron en la reestructuración, las decisiones (de la Justicia estadounidense) desalentarían a los acreedores de participar en una reestructuración voluntaria”, dice el informe. El organismo señaló que en ese caso se convalidaría un mecanismo para que los tenedores recuperen el capital sin la necesidad de aceptar un canje con quita de deuda. Eso es un problema para futuras reestructuraciones, porque muchos acreedores que antes hubieran ingresado con condiciones de cobro menos favorables, ahora esperarían para recuperar la totalidad de los pagos.

El argumento es equivalente al esgrimido por los funcionarios argentinos para defender los intereses locales contra la demanda de los buitres. “Qué país podría hacer una oferta con quita, reducción de los intereses y extensión de los plazos para sanear su situación financiera y recuperar un proceso de crecimiento económico y creación de empleo si la Justicia determina que a los buitres le corresponde cobrar todo lo que reclaman en efectivo y en un pago”, dicen.

El documento del FMI adelanta que el caso argentino ya empieza a tener repercusiones en otros procesos de reestructuración de deuda soberana. En febrero de 2013, Belice lanzó una oferta de canje donde tomó precauciones para evitar futuros problemas con fondos especuladores. En la legislación se incorporaron herramientas para no caer en el problema de pari passu (igualdad de condiciones). Ese es el argumento que ahora utilizan los fondos buitre para demandar a la Argentina.

 

Claro está que se aprovecha para decir barbaridades tales como la siguiente:

El secretario de Finanzas, Adrián Cosentino, avaló esa iniciativa: ‘Es impensable que un juez de Estados Unidos pueda decirle a una entidad sometida al derecho argentino y al control del Banco Central si puede o no cumplir con las obligaciones que tiene con sus clientes’ ”

La realidad es contraria a esta charlatanería sobre sujeción a los fueros locales, como si la soberanía existiera, porque tal como señala el artículo de Tendencia Nro. 48,

las usuras que el imperialismo disfruta en nuestro país, se establecen por contratos y, como en todo contrato, una parte del formulario dice más o menos así: “las partes se someten a los Tribunales de tal lugar, renunciando a toda otra jurisdicción…”, para el caso que no se paguen o no se paguen bien.

El Estado argentino ¿cómo completó este formulario?: “las partes se someten a los Tribunales de Nueva York” y renuncia expresamente a que intervengan jueces de Argentina.
El Buitre Griesa era, por lo tanto, quien decidía cuánto, cómo, dónde y cuándo hay que pagarle a los Buitres Fondos.
Ahora bien: que un Gobierno someta al Estado, y a través de él a toda la población del país, a los rigores de un funcionario judicial extranjero, cuya nacionalidad está identificada como la depredadora del mundo, es una verdadera entrega.”

Post a Comment

Your email is never published nor shared. Required fields are marked *
*
*